Aprende a elaborar jabones caseros con aceite de oliva

Hoy en el blog de Aceitel queremos explicarte cómo elaborar un tipo de jabón muy especial por sus cualidades nutritivas e hidratantes: hablamos de los jabones caseros con aceite de oliva. Y de regalo para concluir este sensacional post, queremos contarte 5 propiedades cosméticas del aceite de oliva.

Para ello, vamos a necesitar los siguientes ingredientes:

Elaboración:

Antes de comenzar con la elaboración de los jabones caseros con aceite de oliva, debemos tener en cuenta que es muy importante utilizar guantes de goma como medida de precaución para que nuestras manos no entren en contacto con la sosa y no usar recipientes de aluminio ya que estos pueden expulsar vapores nocivos.

Los pasos que debemos seguir para elaborar jabones caseros con aceite de oliva son los siguientes:

  1. En un barreño de plástico vamos a mezclar la sosa con agua templada sin dejar de remover con una cuchara hasta que quede todo homogéneo.
  2. A continuación, añadiremos el aceite de oliva virgen poco a poco y previamente calentado en una olla hasta alcanzar la temperatura de la mezcla de sosa y agua, ya que la combinación de estos ingredientes dará como resultado una reacción química que generará mucho calor. Seguimos removiendo hasta que nos quede una pasta dura.
  3. Por último, podemos añadir cualquier tipo de aceite esencial para aromatizar nuestros jabones, por ejemplo, aceite de coco, lavanda, romero, almendra dulce, aceites con aromas frutales, etc. Ya solo tendríamos que desmoldar en día y medio, y cortar en los trozos deseados para su uso.

Como has podido comprobar, es muy fácil hacer jabones caseros con aceite de oliva siguiendo estos 3 pasos, un jabón muy recomendable por sus múltiples beneficios para nuestra piel. ¡Anímate y hazlo!

¿Te gustaría conocer 5 propiedades cosméticas del aceite de oliva?

  1. Fortalece tu cabello: los tintes, el cloro de las piscinas, el sol… todos estos agentes externos hacen que nuestro cabello se debilite y se caiga más fácilmente. El aceite de oliva contiene vitamina E que ayudará a fortalecer y a regenerar las células de nuestro cabello, además de aportarle brillo recuperando de esta manera su aspecto natural.
  2. Excelente ayuda para pieles sensibles: una de las propiedades cosméticas del aceite de oliva más efectivas es que es un gran aliado para el cuidado y protección de pieles sensibles, como la dermatitis atópica y la psoriasis, hidratando la piel y aliviando los síntomas de estas molestas enfermedades.
  3. Exfolia la piel: si quieres conseguir un producto exfoliante para la piel muy barato y 100% natura, solo tienes que mezclar una cucharada de aceite de oliva con otra cucharada de azúcar.
  4. Desmaquillante natural: Prueba a mojar un algodón con aceite de oliva y aplícalo sobre la cara y el contorno de ojos. Te sorprenderá lo rápido que consigues eliminar el maquillaje. Y por si fuera poco, dadas las propiedades hidratantes del aceite de oliva, estarás obteniendo al mismo tiempo muchos otros beneficios que tu piel te agradecerá.
  5. Hidrata tu piel: cada vez está más extendido el empleo de aceite de oliva como “crema” hidratante, aplicada directamente sobre la piel. Y es que al tratarse de un producto natural, puede aplicarse sobre cualquier parte del cuerpo y sus efectos nada tiene que envidiar a los que se pueden conseguir con costosas cremas.

¿Que más se le puede pedir al aceite de oliva? Utiliza jabones caseros con aceite de oliva.

¡Comparte el contenido sí te ha gustado!Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin